MENÚ
MALDITA CIENCIA

TikTok se llena de cuentas pseudofarmacéuticas: qué supone su presencia en la plataforma y qué dicen los expertos

Publicado
Comparte
Recursos utilizados
Búsqueda avanzada de Twitter
Búsqueda de Google
Expertos
Fuentes oficiales (comunicados, bases de datos, BOE)

La publicación de contenidos sobre fármacos y supuestos consejos médicos crece cada semana en TikTok, como ya te contamos en Maldita.es. Centenares de creadores de contenido utilizan la red social para divulgar sobre estos temas, pero no todos tienen la formación sanitaria necesaria para poder hacerlo. Muchos reconocen que basan sus recomendaciones en su propia experiencia o en creencias populares, lo que puede llevar a los usuarios a caer en un clima de desinformación médica que acabe repercutiendo en su salud.

Desde Maldita.es, hemos hablado con diferentes expertos del sector de la salud para conocer qué supone que estos contenidos se publiquen en la red, cuál es su peligro y qué se debería hacer con estas cuentas.

Aumentan los perfiles que publican contenido sobre medicina

Guille Martín, conocido como ‘Farmaenfurecida’, es farmacéutico y, desde hace años, divulga contenido sobre medicina y salud en redes sociales como Twitter o TikTok, donde hasta la fecha de publicación de este artículo cuenta con más de 360.000 seguidores.

Martín explica a Maldita.es que, durante los últimos meses, han surgido un gran número de cuentas que tratan estas temáticas y que pueden desinformar: “No se trata solo de cuentas pseudofarmacéuticas, sino de gente random que no tiene nociones probadas de medicina y que intentan engañar a la gente con terapias que se saben que no funcionan”. El problema, dice el farmacéutico, es que estos contenidos pueden tener impacto porque “prometen soluciones rápidas, fáciles, para algunos problemas de salud”, cuando esa solución “no existe, no hay evidencias científicas que la sostengan, y puede llevar al engaño”.

Qué peligro tiene que se viralicen este tipo de cuentas y contenidos

Pablo Caballero, farmacéutico del área de Área de Divulgación Científica del Consejo General de Colegios Farmacéuticos, señala a Maldita.es que la popularización de estas cuentas en redes sociales conlleva “un riesgo de banalización sobre los posibles efectos secundarios del consumo de estos medicamentos en personas que no necesitan tomarlos y también distorsiona la percepción sobre su utilidad”. Caballero explica que cada medicamento está indicado para una enfermedad concreta y que, más allá de que se prescriba para tratarla, “no son útiles”.

Para Guille Martín el problema está en los sesgos que se crean: “La gente simplemente da su opinión, cuenta su experiencia o lo recomienda, lo que crea sesgos en el resto de usuarios. Es decir, una persona a la que le han ‘metido miedo’ con un medicamento no va a tomarlo, y una a la que le han dicho que ese medicamento “es la leche” va a ir corriendo a comprarlo”.

Inmaculada Castillo, doctora en Farmacia y adjunta a la Dirección Técnica del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid, subraya a Maldita.es que la solución ideal para el tratamiento de una patología no está en redes como TikTok: “Hay que ver el origen de la disfunción y estudiar cuál es el tratamiento y posología (la dosis necesaria) adecuados según un estudio individualizado”.

La experta recuerda que el uso sin supervisión de los fármacos puede dar lugar a efectos adversos no deseados “a nivel sexual, cardíaco o endocrino, y manifestaciones o alteraciones por interacciones con otros medicamentos, con tabaco o con alcohol”. Por eso, explica, antes de iniciar cualquier tratamiento médico, un profesional debe considerar la situación individual del paciente.

Cómo tratan de combatir la desinformación los diferentes organismos

Para Pablo Caballero “el mayor riesgo” está en la posibilidad de comprar estos fármacos a través de canales no legales, como la venta en páginas web que no están autorizadas para comercializar medicamentos. Cuando se detecta una de estas páginas que pone en riesgo la salud pública, explica, se procede a su comunicación a las autoridades sanitarias para que inicien los trámites necesarios para su cierre.

“El Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos (CGCOF) colabora con las autoridades sanitarias del Ministerio de Sanidad y la Agencia Española del Medicamento y el Producto Sanitario (AEMPS) poniendo en su conocimiento cualquier práctica ilegal (como la venta de medicamentos no autorizada a través de plataformas web) de la que el Consejo tenga constancia”, explica el experto.

Además, añade, el CGCOF ofrece información sobre medicamentos y sobre distintos temas de salud en forma de vídeoconsejos y en respuesta a preguntas directas de los usuarios a través de distintos canales en redes sociales, como TikTok o YouTube, con el objetivo de que esta información “llegue a un público más joven y contribuya a garantizar un uso racional de los medicamentos”.

Para Inmaculada Castillo lo más importante es ofrecer, desde la farmacia, “la información adecuada, contrastada y veraz” y alertar, sobre todo a los jóvenes, de los riesgos que conlleva usar estos fármacos sin supervisión o indicación del profesional sanitario. Para ello, explica, hay que “aumentar la confianza en el personal sanitario”, ofreciendo la cercanía y accesibilidad del farmacéutico.

TikTok prohíbe la "desinformación médica"

Hay que recordar que la normativa de TikTok prohíbe a los usuarios publicar contenidos que incluyan "desinformación médica que pueda dañar la salud física de un individuo". Es por eso por lo que pide a los usuarios que “no publiquen, transmitan ni compartan” los contenidos que favorezcan esta desinformación. Además, en España, el Real Decreto 1416/1994 de 25 de junio impide hacer publicidad de aquellos medicamentos que requieren una receta médica, como es el caso del tadalafilo y el sildenafilo –que tratan la disfunción eréctil– o también Ozempic –que trata la diabetes tipo 2.

Fragmento de la normativa de TikTok.

No obstante, a 20 de diciembre de 2022, muchos de los vídeos que hablan de estos medicamentos siguen publicados en la plataforma. Desde Maldita.es nos hemos puesto en contacto con el equipo de TikTok España para conocer cómo actúan ante estos contenidos pero, a 21 de diciembre de 2022, todavía no hemos obtenido respuesta. 

Hazte maldito, Hazte maldita
Te necesitamos para combatir los bulos y la mentira: sólo juntos podemos pararla. En Maldita.es queremos darte herramientas para protegerte contra la desinformación, pero sólo con tu apoyo será posible.

Eres muy importante en esta batalla para que no nos la cuelen. Seguro que tienes conocimientos útiles para nuestra batalla contra los bulos. ¿Tienes conocimientos de idiomas? ¿Lo tuyo es la historia? ¿Sabes mucho sobre leyes? ¡Préstanos tu Superpoder y acabemos juntos con los bulos!

También puedes apoyarnos económicamente. Maldita.es una entidad sin ánimo de lucro y que sea sostenible e independiente, libre de publicidad y con profesionales bien remunerados dedicados a luchar, contigo, contra la desinformación depende de tu ayuda. Cada aportación cuenta, cualquier cantidad es importante.