MENÚ
MALDITO BULO

No, no ha fallecido el 80% de las personas vacunadas contra la COVID-19 en el Reino Unido

Publicado viernes, 15 octubre 2021
Comparte
Recursos utilizados
Hablar con fuentes oficiales
Fuentes oficiales (comunicados, bases de datos, BOE)

"Hoy publicaba el Reino Unido que el 80% de las personas que habían sido vacunadas ya han fallecido". Esto afirmó Ricardo Delgado Martín, el fundador de La Quinta Columna - un canal de desinformación y teorías de la conspiración sobre la COVID-19 - en el programa Distrito TV, publicado el pasado 10 de septiembre. Pero es un bulo.

En el Reino Unido, a fecha del 14 de octubre, 45.269.240 millones de personas han recibido la pauta vacunal completa frente a la COVID-19. Si hubiera muerto el 80% de los vacunados, más de 36 millones de personas habrían fallecido, algo que no ha ocurrido. Si revisamos los datos de la Oficina de Estadísticas Nacionales (ONS), desde el 4 de enero hasta el 1 de octubre de 2021, se han registrado 496.498 fallecimientos en el Reino Unido por todas las causas. Menos de medio millón.

Además, Delgado dice en su intervención que la información la ha publicado "The Daily Expose", web que ahora se denomina 'The Expose' y de la que ya hemos desmentido otros contenidos en Maldita.es.

Esta web publicó el 8 de septiembre - un par de días antes de la publicación de la entrevista de Delgado en Distrito TV - un contenido en el que afirmaba que el 80% de las muertes por COVID-19 que tuvieron lugar en agosto se dieron entre personas que habían sido vacunadas, según los datos de la agencia de Salud Pública de Escocia (PHS, por sus siglas en inglés). Es decir, lo que afirma el contenido es distinto a lo que dice Delgado, quien afirma que el 80% de los vacunados en el Reino Unido han fallecido por la vacuna.

Desde la PHS explican a Maldita.es que en sus informes semanales se puede observar un número mayor de muertes relacionadas con la COVID-19 en personas vacunadas que en las que no lo están, pero esto se debe a la alta tasa de cobertura vacunal en el país. A fecha del 12 de octubre, el 70,9% de la población ya tenía la pauta vacunal completa. Esto quiere decir que hay una mayoría de escoceses que están vacunados, frente a una minoría que no lo está. Por lo tanto, ambos grupos están descompensados en tamaño. Desde la agencia afirman que en Escocia, "una vez se tienen en cuenta el tamaño de la población subyacente y las diferencias en la estructura de edad", las personas vacunadas "tienen muchas menos probabilidades de morir" a causa de la COVID-19 que las no vacunadas.

Esta verificación ha sido realizada en el marco del proyecto #VacúnaTE que Maldita.es y la agencia de noticias Servimedia desarrollan contra la desinformación sobre las vacunas de la COVID-19 con el apoyo de Google News Initiative.

Los datos de fallecimientos por COVID-19 de escoceses vacunados y no vacunados

El contenido de The Expose apunta que, entre el 5 de agosto y el 26 de septiembre, el 80% de las muertes por COVID-19 que se dieron en Escocia fueron entre personas vacunadas.

Para calcular este dato, la publicación compara las cifras de muertes relacionadas con la COVID-19 de dos versiones distintas del informe semanal de la agencia de Salud Pública de Escocia (PHE): la actualización publicada el 18 de agosto y la del 8 de septiembre.

El contenido realiza una resta de las cifras registradas en ambos informes y señala que, entre el 5 y el 26 de agosto, hubo en Escocia 98 muertes entre personas vacunadas (con 1 o 2 dosis) y 25 en no vacunadas. Por lo tanto, concluye que el 80% de las muertes por COVID-19 ocurrieron entre la población vacunada en ese periodo.

Desde la agencia de Salud Pública de Escocia (PHS) explican a Maldita.es que en sus informes semanales actuales "se puede ver un mayor número general de muertes relacionadas con COVID-19 entre las personas que están vacunadas en comparación con las que no lo están" debido a la alta tasa de cobertura vacunal en el país.

En Escocia, a fecha del 14 de octubre, el 85,1% de las personas mayores de 16 años han recibido las dos dosis de la vacuna contra la COVID-19, según los datos publicados por la PHS. Según datos de 'Our World in Data', a fecha del 12 de octubre, el 70,9% de la población de Escocia ya tenía la pauta vacunal completa.

Esto quiere decir que la mayoría de escoceses están vacunados, frente a una minoría que no lo está. Por lo tanto, ambos grupos están descompensados en tamaño y, al analizar los datos de forma conjunta, se producen resultados diferentes o contrarios que al analizarlos por subgrupos. A este fenómeno estadístico se le conoce como la paradoja de Simpson. Además, a esto se le añade el hecho de que dentro del grupo de personas vacunadas hay más personas mayores, que son quienes precisamente tienen más riesgo de desarrollar la COVID-19 de forma grave

Recordemos que la eficacia de las vacunas contra la COVID-19 no es del 100%, por lo que es de esperar "una pequeña cantidad de muertes por COVID-19 en personas vacunadas, especialmente en personas vulnerables donde la vacuna o la respuesta inmune pueden no haber sido efectivas", según indica la última actualización del informe del PHS, publicada el 13 de octubre.

Según este informe, más de 3,8 millones de personas han recibido las dos dosis de la vacuna en Escocia desde el comienzo de la campaña de vacunación. Y, de esos millones de vacunados, sólo 731 personas (0,019%) dieron positivo por coronavirus más de 14 días después de recibir su segunda dosis y, posteriormente, murieron a causa de la enfermedad. Según explica la PHS en el documento, estos individuos tenían comorbilidades (coexistencia de dos o más enfermedades en una misma persona) "que contribuyeron a su muerte" y el 80,3% de ellos eran del grupo de edad de 70 años o más.

Además, desde la agencia de Salud Pública de Escocia (PHS) señalan que "es fundamental" que cuando se comparan casos de muertes se tenga en cuenta el tamaño de la población y la estructura de edad. "Los datos escoceses muestran que las personas vacunadas tienen muchas menos probabilidades de morir a causa de la infección por COVID-19 que las personas no vacunadas, una vez se tienen en cuenta el tamaño de la población subyacente y las diferencias en la estructura de edad de las personas vacunadas en comparación con las no vacunadas", asegura la agencia.

De hecho, en el último informe de la PHS se incluye la tasa de mortalidad estandarizada por edad por cada 100.000 habitantes. Esta tasa se utiliza "para permitir comparaciones de las tasas de mortalidad entre poblaciones que tienen diferentes distribuciones de edad".

Como podemos observar en la siguiente tabla, esta tasa es más baja en las personas que han recibido las dos dosis de la vacuna en comparación con los no vacunados o con los que sólo han recibido una dosis:

Las mentiras embarran el debate público y pueden ser peligrosas para la salud. La información verificada sobre el COVID-19 marca la diferencia. La verificación está bajo ataque. Si nuestro trabajo te es útil y crees que es más necesario que nunca, pincha aquí para hacerte Embajador/a y ayúdanos a luchar contra los bulos de la pandemia.

Fact-checkers de más de 70 países nos hemos unido para luchar contra las mentiras y la infodemia que ha traído consigo la pandemia de coronavirus. Puedes consultar los desmentidos en la base de datos CoronaVirusFacts del International Fact-Checking Network (IFCN) .