Nos estáis preguntando muchísimo por una cadena de WhatsApp que anima a los votantes de derecha a votar en las elecciones al Senado por un candidato del PP, otro del Ciudadanos y otro de Vox (1-1-1), para que los tres partidos saquen más votos que el PSOE y así la derecha obtenga tres senadores y los socialistas sólo uno en cada provincia. En la mayor parte de las provincias españolas se elige por votación a cuatro senadores, aunque cada elector sólo puede dar su apoyo a tres en la papeleta electoral.

Posteriormente, ha aparecido un mensaje desmintiendo el anterior, diciendo que hacer esto realmente beneficiaría al PSOE, y que otorga a este partido político la autoría de la primera cadena.

Nos habéis preguntado mucho por ambos mensajes en nuestro WhatsApp, el 655 19 85 38. Os explicamos lo que sabemos.

El mensaje original tendría razón (en teoría) según la intención de voto actual

El politólogo Pablo Simón nos ha explicado que, si en lugar de votar en los 3 puestos del senado a su partido, “todos los votantes de partidos de derechas votan al primer senador de la lista del PP, al primero de la lista de Ciudadanos y al primero de la lista de Vox, los tres sumarían más votos que el primer candidato de la lista del PSOE, por lo que tendrían la mayoría en el Senado”.

Según el Barómetro 3240 del CIS, publicado en febrero, el PSOE tendría el 33,3% de los votos en las próximas elecciones, el PP el 16,7%, Ciudadanos el 15,3% y VOX el 5,9%. Esta encuesta pregunta por la intención de voto en las Elecciones Generales, aunque no hay una pregunta específica para el Senado. Sin embargo, si los electores de derechas votaran cada uno por los candidatos de su partido, el PSOE se llevaría tres senadores y el PP uno en cada provincia.

La suma de los votos de PP, Ciudadanos y Vox daría el apoyo del 37,9% del electorado. Esto supondría, como explica Pablo Simón, que el primer candidato de cada uno de estos partidos conseguiría más votos que el primer candidato del PSOE, y cada una de las cuatro formaciones políticas conseguiría un escaño por provincia.

Con respecto a si esto sería realmente posible, Simón nos dice que “requeriría una coordinación muy grande por parte del electorado de derechas. Haría falta que los candidatos del PP, Ciudadanos y Vox hicieran campaña pidiendo expresamente que se hiciera esto, y aún así algún votante seguiría votando a los tres que presente su partido”. Por lo tanto, aunque a efectos teóricos el primer mensaje tiene razón, a no ser que la amplia mayoría del electorado de derechas haga esto, es posible que se cumpla lo que dice el segundo mensaje.

El doctor en Ciencia Política José Fernández Albertos comparte esta misma opinión, y ha explicado a Maldita.es que "el problema es la capacidad que tiene esta cadena de coordinar a los votantes del bloque de derechas. Si todos ellos votaran como dice el mensaje los tres partidos saldrían beneficiados, sobre todo Vox que es quien tiene menos probabilidad de conseguir senadores en todas las provincias. Sin embargo, muchos electores no harán caso ya que supondría votar a un partido del que se sienten alejados ideológicamente". Además, añade que "en circunscripciones en las que está más reñido el número de senadores que conseguirían PP y PSOE, el voto dividido perjudicaría al partido de Pablo Casado".

Narciso Michavila, presidente de GAD3, duda de la capacidad real de la cadena para influir en el voto". El único proceso electoral del que tengo constancia de impacto de redes sociales en el resultado final fue en el Plebiscito de Paz de Colombia pero que tuvo un 37% de participación. Cuando la participación es elevada el impacto de las redes es mucho menor.” Además, destaca que "muchos de esos mensajes, en España y en otras democracias, para orientar el voto son una evidencia de la incapacidad de los políticos para llegar a acuerdos. La prueba es que surgen cuando ya se han cerrado las listas".

Por otro lado, desconocemos si el primer mensaje ha sido enviado por el PSOE, como afirma el segundo mensaje, aunque no hay pruebas de que haya sido así.

¿Cómo funcionan las elecciones al Senado?

Según el Artículo 165 de la Ley Orgánica 5/1985, de 19 de julio, del Régimen Electoral Central, cada provincia elige por votación directa a cuatro senadores, excepto en las circunscripciones insulares: se eligen a tres en Gran Canaria, Mallorca y Tenerife, y uno en Ibiza-Formentera, Menorca, Fuerteventura, Gomera, Hierro, Lanzarote y La Palma. Además, cada ciudad autónoma elige dos Senadores. De esa forma se elegirá a 208 senadores, y otros 58 serán designados por los parlamentos de las Comunidades Autónomas.

Estas elecciones, al contrario que las del Congreso de los Diputados, utilizan un sistema mayoritario. Esto significa que los cuatro candidatos que tengan más votos pasan directamente a ser senadores, como está recogido en el Art. 166 de la misma Ley Orgánica. Además, los votantes sólo pueden votar a un máximo de tres de los candidatos que se presentan. Si marcan más de tres casillas, su voto es considerado nulo.