Es posible que durante estos días hayas recibido por WhatsApp una carta de una supuesta farmacéutica en la que se asegura que los inmigrantes tienen acceso a medicamentos de forma gratuita, a diferencia de los españoles.

La carta, que lleva moviéndose desde 2011, era un bulo entonces y lo sigue siendo en 2018 ya que las aportaciones no se fijan en función de la nacionalidad.

CADENA DESMENTIDA POR MALDITA.ES
Carta de una farmaceutica (ruego le déis la máxima difusión)]
Esta es una carta que escribe una farmacéutica, sobre el chollo que tienen los inmigrantes con nuestra Sanidad Pública.
> Estimados Compañeros:
> Me dirijo a vosotros para explicar lo que está sucediendo en las farmacias españolas.
> Creo que es necesario que esto se sepa porque, por lo que he podido comprobar hay una estela de secretismo en relación al tema de la Sanidad Pública y los inmigrantes.
> Pasa lo siguiente: Yo soy farmacéutica y en mi oficina de farmacia detecto desde hace varios años ya muchísimas recetas que los inmigrantes ¡¡NO PAGAN!!
> Si, si como lo estáis leyendo.
> Lo explico: cuando uno de nosotros, Español de toda la vida, va al médico, le extienden una receta con la modalidad de beneficiario normal o beneficiario titular o si está jubilado pensionista titular. Eso quiere decir que se ha cotizado a la Seguridad Social.
> Pero los inmigrantes reciben recetas con las modalidades siguientes:
> Extranjero titular sin recursos, solicitud de extranjero sin recursos, fármaco gratuito para extranjeros, menor extranjero con fármaco gratuito y lo peor de todo: pensionista extranjero fármaco gratuito mayor de 64 años. Esta última modalidad quiere decir que estos inmigrantes se traen a sus ancianos a recibir atención médica y recetas gratuitas pagadas por nosotros los españoles.
> Por otra parte se llevan gran cantidad de medicamentos comprados en la farmacia o regalados a su país y además se jactan de ello.
> Daré más datos: yo resido en Majadahonda, Madrid y de lo que estoy hablando lo veo cada día aquí.
> Se supone que el Ayuntamiento de Majadahonda es de izquierda y el mismo Ayuntamiento está repartiendo vales a moros y sudamericanos para recibir papillas y leches GRATIS y productos de higiene personal GRATIS.
> Estos individuos, una vez que me dan el vale, se compran cremas de 50 euros con el dinero que no se han gastado porque según ellos y jactándose, los españoles somos todos tontos.
> ¡¡Estoy harta!!!
> Además me han amenazado muchas veces en mi farmacia, pero muchas, y yo luego con el miedo de salir del trabajo a las 9:30 cuando esta gente sabe dónde trabajo y mi horario.
> Es indignante y veo que no podemos hacer nada.
> Bueno pues ya sabéis porque a los españoles nos va tan mal en la Sanidad, porque todo se lo dan a estos UnterMenschen, ya lo veis. Y eso por no hablar de los pisos de protección oficial, los comedores escolares, las guarderías….
> O sea que yo si tengo un hijo a mí que soy española de toda la vida no me da nadie ni una ayuda y me puedo morir esperando. Para triunfar en España hay que ser moro o sudamericano, no saber hacer la O con un canuto y ser un desecho.
> Un saludo, Ari.
-------
Puedo confirmar que todo esto es cierto y que no se habla de ello porque no interesa; respondo a quien esté interesado:

[email protected]

Tambien estan los emigrantes españoles, que viven en sudamerica, vienen una vez al año, se hacen toda clase de chequeos, analiticas, pruebas, rehabilitación, cuando a nosotros nos toca esperar turno. Marchan cargados de medicamentos, los revenden y se pagan el viaje para el año siguiente….
que pais aguanta tanto despilfarro? no quieren ahorrar, ahi lo tienen…. revisen las pensiones no contributivas y el gasto sanitario.

PASALO porfa!

¿Qué dice la ley?

El Real Decreto 7/2018, firmado por Pedro Sánchez el pasado 27 de julio, establece que los sin papeles abonarán el 40% del precio de los fármacos. No lo obtienen de forma gratuita. Nos lo confirma también el Ministerio de Sanidad.

Los inmigrantes no documentados pagan lo mismo que los asegurados con rentas de menos de 18.000€, excepto los asegurados pensionistas, que abonan un mínimo del 10% del precio.

Sólo los ciudadanos con rentas mayores de 18.000€ pagan más por los medicamentos que los inmigrantes sin papeles. Las personas que ganan entre 18.000€ y 100.000€ pagan el 50% de los medicamentos, y las rentas superiores aportan el 60% del PVP.

¿Existen descuentos en función de la nacionalidad?

No. Las aportaciones farmacéuticas se establecen en base a la renta de los usuarios, no según su nacionalidad. De esta manera, a los inmigrantes en situación regular se les aplican los mismos criterios que al resto de españoles y sólo estarán exentos de pago si se encuentran dentro de alguna de las siguientes categorías:

Estas exenciones se aplican tanto a los inmigrantes regulares como a los españoles. Además, el Ministerio de Sanidad nos ha desmentido que haya algún tipo de descuento para inmigrantes.

¿Es así en toda España?

El Ministerio de Sanidad nos confirma que "las competencias para establecer las aportaciones de los usuarios son exclusivas del Estado, por tanto para todo el territorio nacional son iguales".

Sin embargo, las competencias de asistencia sanitaria están transferidas a las consejerías de salud de las distintas comunidades autónomas, por lo que estas pueden otorgar ayudas de acceso a medicamentos a los distintos colectivos en situación de vulnerabilidad.

Hemos hablado con las 17 consejerías de sanidad y departamentos de salud de España y todos nos han desmentido que los inmigrantes estén exentos de pagar los medicamentos por el hecho de ser inmigrantes.

Y en 2011, cuando empezó a moverse la cadena ¿era un bulo?

Los inmigrantes tampoco tenían acceso gratuito a medicamentos cuando la carta se publicó por primera vez en el año 2011, ya que con la legislación vigente entonces abonaban el 40% del precio de los medicamentos salvo que estuviesen incluidos en alguna de las categorías exentas de pago (que son las mismas que actualmente).

Para poner en contexto, la parte de los medicamentos que le tocaba pagar a los usuarios activos en 2011 era del 40% de su precio total, y gratuita en el caso de los pensionistas. Esto cambió con la entrada en vigor del Real Decreto 16/2012.

La nueva ley fijó la aportación en un 10% del valor del medicamento para los pensionistas (hasta un máximo de 8 €), y estableció aportaciones diferenciadas que dependían de los ingresos de cada uno de los asegurados, como ya se ha explicado anteriormente.

El Ministerio de Sanidad nos explica que, como norma general, los inmigrantes sin papeles abonaban el 40% del precio de los fármacos con algunas excepciones en las que se pagaba el 50%.