MENÚ
MALDITO BULO

No, no hay pruebas de que estos presidentes hayan aparecido “muertos” o “asesinados” por rechazar las vacunas contra la COVID-19

Publicado martes, 20 julio 2021
Comparte
Categorías
Salud
Recursos utilizados
Búsqueda de Google
Observación

“Todos los presidentes que rechazan la vacuna de la OMS aparecen muertos o son asesinados” y “3 países rechazaron la vacuna COVID. Sus 3 presidentes han muerto inesperadamente” (sic). Esos son algunos de los mensajes con los que se están compartiendo dos imágenes por redes sociales y que dan a entender que los mandatarios de Burundi, Tanzania, Haití y Madagascar han muerto como represalia porque sus Gobiernos rechazaron las vacunas ofrecidas por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para frenar la expansión del coronavirus.

Esta verificación ha sido realizada en el marco del proyecto #VacúnaTE que Maldita.es y la agencia de noticias Servimedia desarrollan contra la desinformación sobre las vacunas de la COVID-19 con el apoyo de Google News Initiative.

Pero no hay pruebas de ello: el Gobierno de Haití no se oponía a las vacunas, y tanto Haití como Madagascar ya han recibido sus primeras dosis. Tanzania tenía un presidente contrario a las medidas de seguridad contra el virus, pero murió por problemas cardíacos. Además, el presidente de Burundi falleció antes de que se aprobara la primera vacuna.

El Gobierno haitiano no se oponía a las vacunas y ha recibido ya 500.000 dosis

En los mensajes que se difunden se señala el asesinato del presidente de Haití, Jovenel Moïse, como relacionado con su supuesto rechazo a la vacuna. Desde Maldita.es no hemos encontrado registros de que Moïse o su Gobierno se mostraran contrarios a la vacunación como medida para frenar la expansión del virus.

En abril, el Gobierno haitiano rechazó recibir la vacuna AstraZeneca a través del mecanismo Covax por "el revuelo mundial que hay en torno a ella" debido a los rarísimos casos de trombos que se detectaron en Europa, pero solicitó a la OMS que le proporcionase otro tipo de vacuna, según informó la Agencia Efe. Es decir, desde Haití no se estaba en contra de las vacunas en general, sino que se mostraron reticencias con la de AstraZeneca.

En mayo, el país centroamericano aceptó una remesa de dosis después de que Jovenel Moïse mostrara su preocupación por el aumento de casos en el país durante su discurso en una ceremonia oficial. En junio el Ministerio de Sanidad publicó un vídeo a favor de la inmunización en su cuenta oficial de Facebook. 

El 14 de julio llegaron a Haití 500.000 dosis de vacunas donadas por Estados Unidos a través de Covax, según la Organización Panamericana de Salud (OPS), si bien la institución no especifica el tipo de vacuna. Además, el Gobierno de Haití mantiene recomendaciones para evitar el contagio del coronavirus en su página web oficial

Jovenel Moïse ya había aceptado la remesa de vacunas de AstraZeneca cuando fue asesinado. En la madrugada del 7 de julio, el entonces presidente de Haití fue asesinado en su casa, según informaron varios medios internacionales y agencias de noticias y confirmó el Gobierno haitiano. Según la recopilación de hechos y el análisis realizado por la BBC, por el momento la Policía Nacional haitiana considera como sospechosos a un grupo de 18 exmilitares colombianos que fueron detenidos tras el asesinato, a un médico haitiano también detenido y a un senador del país que está en busca y captura; por su parte, la Policía de Colombia ha señalado a un exfuncionario del Ministerio de Justicia de Haití como la persona que dio la orden a los exmilitares. La investigación sigue abierta.

El presidente de Tanzania murió por “complicaciones cardíacas” 

“Tanzania-John Magufuli murió en marzo 2021” dice uno de los mensajes con los que se difunde esta imagen. La muerte de Magufuli fue anunciada en marzo por Samia Suluhu, entonces vicepresidenta de Tanzania en un comunicado televisado. Según afirmó Suluhu, el presidente, de 61 años, murió por “complicaciones cardíacas” en el hospital de la ciudad costera Dar es Salaam, según la traducción al inglés de Al Jazeera.

El presidente de la República Unida de Tanzania John Magufuli era conocido por su rechazo a las medidas de seguridad para frenar la expansión del coronavirus en el país, por cuestionar la eficacia de las pruebas para detectar el virus y porque dejó de enviar los datos oficiales de nuevos infectados y muertes a la OMS en mayo de 2020. 

En febrero de 2021, el Gobierno tanzano rechazó la entrega de vacunas por parte del mecanismo Covax de la OMS, la Alianza Gavi para las Vacunas (Gavi) y la Coalición para la Promoción de Innovaciones en pro de la Preparación ante Epidemias (CEPI).

Pierre Nkurunziza, expresidente de Burundi, murió antes de que se registrara la primera vacuna

Una de las imágenes que se mueve por WhatsApp afirma que el presidente de Burundi es uno de los mandatarios que aparecieron “muertos” o fueron “asesinados” tras “rechazar la vacuna de la OMS”. Sin embargo, el único presidente de Burundi que ha muerto recientemente, Pierre Nkurunziza, falleció en junio de 2020, antes de que la primera vacuna fuera aprobada.

El 9 de junio de 2020, el Gobierno de Burundi anunció en su cuenta oficial de Twitter que el presidente había muerto por un paro cardíaco. Según el comunicado, se trató de un “fallecimiento inesperado” el 8 de junio debido a un “paro cardíaco”. 

No fue hasta dos meses después, el 11 de agosto de 2020, cuando el presidente de Rusia, Vladimir Putin, anunció que se había registrado la vacuna Sputnik-V, la primera de todas las que se estaban desarrollando en el momento. La semana siguiente, China aprobaba la patente ​​de su vacuna contra el SARS-CoV-2 afirmando que podría producirse “en masa” en el corto plazo. Por tanto, Nkurunziza murió antes de que estuvieran desarrolladas las primeras vacunas contra la COVID-19.

Didier Ratsiraka no era presidente al morir y Madagascar ha administrado ya casi 200.000 dosis

En una de las imágenes difundidas se afirma que el presidente de Madagascar era Didier Ratsiraka, pero este líder malgache ejerció como jefe de Estado entre 1975 y 1993 y entre 1997 y 2002, por lo que no ostentaba el cargo en la fecha de su muerte. Ratsiraka falleció el 28 de marzo de 2021 a la edad de 84 años, según anunció el actual presidente, Andry Rajoelina, en su cuenta oficial de Twitter.

No hay constancia de que Ratsiraka se mostrara contrario a las medidas de seguridad contra la pandemia. Tampoco lo ha hecho Rajoelina, el actual presidente; de hecho, de forma continuada llama a los ciudadanos a respetar las medidas de seguridad, a través de su cuenta de Twitter.

Además, el 8 de mayo, Madagascar recibió 250.000 dosis de la vacuna de Covishield o AstraZeneca a través de Covax y antes del 12 de julio el país africano había administrado 197.001 dosis.

Hazte maldito, Hazte maldita
Te necesitamos para combatir los bulos y la mentira: sólo juntos podemos pararla. En Maldita.es queremos darte herramientas para protegerte contra la desinformación, pero sólo con tu apoyo será posible.

Eres muy importante en esta batalla para que no nos la cuelen. Seguro que tienes conocimientos útiles para nuestra batalla contra los bulos. ¿Tienes conocimientos de idiomas? ¿Lo tuyo es la historia? ¿Sabes mucho sobre leyes? ¡Préstanos tu Superpoder y acabemos juntos con los bulos!

También puedes apoyarnos económicamente. Maldita.es una entidad sin ánimo de lucro y que sea sostenible e independiente, libre de publicidad y con profesionales bien remunerados dedicados a luchar, contigo, contra la desinformación depende de tu ayuda. Cada aportación cuenta, cualquier cantidad es importante.