Maldita Ciencia
01/03/2020

No, ni una dieta alcalina previene el coronavirus ni lo ha dicho el TEC de Monterrey

Circula una cadena de WhatsApp que afirma que para prevenir el coronavirus la clave es "mantener el cuerpo en un estado alcalino". Tener una llamada dieta alcalina. Mucha gente se lo está creyendo y viralizando. Según esta cadena "un cuerpo con pH alcalino no se enferma". Es un un bulo. No hay ninguna base científica en ello. Además, las organizaciones sanitarias no recogen ningún alimento concreto entre sus recomendaciones para prevenir o combatir el virus.

CADENA DESMENTIDA POR MALDITA.ES
Científicos del TEC de Monterrey nos informa sobre la posible pandemia viral de coronavirus:

PARA PREVENIR:
Mantener el cuerpo en un estado alcalino. Un cuerpo con pH alcalino no se enferma, un cuerpo con pH ácido se enferma.

*Sustancias que ayudan a alcalinizar el cuerpo:*
- Cloruro de magnesio
- Bicarbonato de sodio
- Aceite de oliva y zumo de limón
- Té de cúrcuma, jengibre y pimienta negra (refuerza el sistema inmunológico)
- Zumo de limón diluido en agua (sin azúcar)

*Otras recomendaciones:*
- Hacer del alcohol en gel nuestro aliado.
- Comenzar a tomar vitamina C de alta calidad y asegurarse que los niños la tomen.
- Lavarse las manos constantemente durante el día con jabón antibacterial.
- Evitar los lugares donde haya una multitud. En caso de tener que visitar lugares como plazas, hospitales o instituciones, se recomienda utilizar mascarillas con filtro de grado profesional (no simples cubrebocas).
- Comer hígado de res;
- Ingerir zumos de zanahoria y naranja.
- Tomar sustancias alcalinizantes (mencionadas anteriormente) todos los días.
- Tomar té de hinojo dos veces al día (tiene la misma sustancia que el medicamento TAMIFLU, el medicamento utilizado para tratar la influenza A-H1N1)

Es aconsejable tomar té como si fuera café después de las comidas.

*Ante la posibilidad de una pandemia, es nuestra responsabilidad cuidarnos y cuidar a los demás, comparte esta información con tus amigos y familiares*

Además, el Tecnológico de Monterey, a cuyos científicos se les atribuye esta información, ha desmentido haber emitido tal información y hace hincapié en que la única comunicación que emiten sobre el tema ha sido y será a través de sus canales oficiales. Por último, sugiere "tomar las medidas de prevención que han publicado las autoridades correspondientes" y redirige a este artículo.

Las dietas alcalinas no tienen base científica

Aumentar la ingesta de alimentos alcalinos como frutas frescas, verduras y granos enteros y reducir la de productos ácidos, como la carne roja, los lácteos, el azúcar y los granos refinados no convertirá nuestro cuerpo en un "entorno alcalino" ni nos ayudará a curar o prevenir el coronavirus u otras enfermedades. ¿Por qué?

Como ya explicamos en este otro artículono hay evidencias de que la alimentación pueda interferir en la regulación del pH de la sangre y, por tanto, las dietas alcalinas no tienen base científica. El fundamento de esta teoría choca con todo lo que sí se sabe acerca de cómo se regula la acidez de nuestro cuerpo.

Beatriz Robles, tecnóloga de los alimentos, ya explicó en Maldita Ciencia que estas dietas parten de una premisa falsa: que el pH de nuestro cuerpo puede regularse mediante la alimentación. "Afortunadamente, el pH de la sangre (al que se refieren principalmente estas dietas o trucos) se mantiene bastante estable gracias a los mecanismos homeostáticos del riñón y de los pulmones", aclara Robles.

No se puede interferir en la alcalinidad o acidez de la sangre a través de la alimentación

No hay una base científica tras la idea de que se pueda interferir en la alcalinidad o acidez de la sangre a través de la alimentación. Son unos elementos que se encuentran en ella, llamados tampones, los que lo regulan cuando es necesario. Como ya explicamos al hablar sobre las dietas alcalinas, es cierto que los niveles de acidez de nuestra orina sí pueden cambiar según lo que comamos y otros factores, pero eso no tiene efecto sobre nuestra salud (aunque si esos niveles están fuera de los límites normales sí puede ser un síntoma de algunos problemas).

Aún así, hay personas que aseguran haber conseguido que su salud mejorase (en cualquiera de las situaciones comentadas anteriormente) tras comenzar este tipo de dieta. Esto no tiene que ver con entorno alcalino alguno. Está demostrado que aumentar el consumo de frutas, verduras y legumbres y, en general, seguir una dieta equilibrada, es uno de los pilares fundamentales para disfrutar de una buena salud.

Ni coronavirus, ni cáncer ni para adelgazar

No es la primera ocasión en la que nos preguntáis por la relación entre la dieta alcalina como supuesta cura de diferentes enfermedades. Aquí os contábamos por qué no funciona como tratamiento al cáncer y aquí por qué no es eficaz para acabar con el coronavirus (y tampoco para adelgazar).

De hecho, ningún alimento previene el coronavirus

Las recomendaciones generales de la Organización Mundial de la Salud para prevenir el contagio son claras y en cuanto a alimentación destacan que se debe evitar el consumo de productos de origen animal crudos o poco cocinados. "La carne, la leche o los órganos de origen animal crudos deberán manipularse con cuidado para evitar la contaminación cruzada con alimentos no cocinados", señala el organismo.

Por lo tanto, tampoco hay evidencia científica alguna que sostenga que la vitamina C, los zumos, el té de hinojo o el hígado de ternera actúen contra el coronavirus.

Maldita.es y el medio de verificación brasileño Aos Fatos ya hemos desmentido otra cadena con un bulo similar. El Hospital de São Domingos también publicó un comunicado en el que rechaza la recomendación.

Fact-checkers de 41 países nos hemos unido para luchar contra la ola de desinformación que ha traído consigo el nuevo coronavirus iniciado en China, puedes leer más sobre los desmentidos en este artículo y en este otro del IFCN. También puedes compartir este artículo utilizando el hashtag #CoronavirusFacts .

Otros artículos de Maldita.es