Ada Colau, alcaldesa de Barcelona y candidata de Barcelona en Comú en las próximas municipales de mayo, dijo este domingo en un debate con Manuel Valls en el programa Salvados de laSexta (min. 12:45) que “los ricos de cualquier país pueden venir aquí, se compran un piso de más de 500.000 euros y les regalan la nacionalidad española porque son ricos y pagan precios especulativos. Se llama Golden Visa y está en toda Europa”.

FALSO.

No es cierto que se regale a ciudadanos de otros países la nacionalidad española si se compran un piso de más de 500.000 euros en nuestro país como dice Ada Colau.

La figura de la Golden Visa sí que existe en España, tal y como afirma la alcaldesa de Barcelona. Este mecanismo entró en vigor a través de la Ley 14/2013 de apoyo a los emprendedores y su internacionalización.

Nos hemos puesto en contacto con Barcelona en Comú, el partido de Colau, y nos han confirmado que se refiere al mecanismo que regula esa ley. Sin embargo, a pesar de lo que nos dice el partido, en ningún caso esta normativa sirve para “regalar la nacionalidad española” como dice la alcaldesa.

La ley recoge que a los ciudadanos extranjeros que realicen “una inversión significativa de capital” se les concede un visado de estancia o uno de residencia de dos años, renovables por periodos sucesivos de cinco años, no la nacionalidad.

Por lo tanto, en ningún caso un extranjero que compre un piso de más de 500.000 euros consigue la nacionalidad y pasa a ser español. Lo que sí sucede es que a partir de esa inversión tiene derecho a pedir el permiso de estancia o el de residencia.

Fuente: Ministerio del Interior – http://www.interior.gob.es/web/servicios-al-ciudadano/extranjeria/regimen-general/residencia-temporal

De todos modos, el ciudadano que consiga un visado gracias a este mecanismo conocido como Golden Visa continuará con su nacionalidad de origen y no pasará a contar también con la nacionalidad española.

El propio partido de Colau ha reconocido a Maldita.es que “la alcaldesa en el debate no ha estado del todo precisa al referirse a este trámite, pues afirma que se les otorga la nacionalidad cuando técnicamente lo que se les concede es una autorización de residencia”.

“No obstante, se entiende que su voluntad era señalar el agravio comparativo respecto a la situación de los millares de personas inmigrantes que viven en el estado español y que no encuentran las mismas facilidades para regularizarse que los inversores inmobiliarios”, añaden desde Barcelona en Comú.

Colau también hizo referencia en el debate en laSexta a “la compra de un piso de más de 500.000 euros” y es cierto que esta puede ser la “inversión significativa de capital” que recoge la legislación española. Pero también hay otras opciones, que incluso suponen un desembolso de dinero mayor, como, por ejemplo, la adquisición de dos millones de euros o más de deuda pública española.


Además, también es falso que la Golden Visa “está en toda Europa”, como aseguró Colau en la misma declaración. Obtener un permiso de residencia en España te permite circular libremente por el espacio Schengen, que, como destacan desde Barcelona en Comú, “incluye a casi todos los países de la Unión Europea (UE)”, pero hay países en los que no existe la Golden Visa.

La Comisión Europea ha explicado recientemente en un informe que hay 20 países europeos en los que existe la Golden Visa. Por lo tanto, hay 8 estados de la UE en los que no es posible que los extranjeros consigan un permiso de residencia o la nacionalidad tras realizar una inversión considerable. Uno de ellos es Hungría, donde se dejó de ofrecer el permiso de residencia a través de la Golden Visa el año pasado.

Eso sí, en otros países europeos la Golden Visa sí que sirve como puerta de entrada a obtener la nacionalidad. En Portugal, por ejemplo, este mecanismo sirve a los inversores para obtener un permiso de residencia permanente. Así pues, cuando ya llevan seis años como residentes en el país pueden optar a la nacionalidad portuguesa, siempre que cumplan una serie de requisitos, como pasar un examen del idioma o no estar condenados por algún tipo de delito.