Pedro Sánchez, presidente del Gobierno y candidato del PSOE en las próximas elecciones generales, aseguró este domingo en un acto de campaña en Las Palmas de Gran Canaria que “todas esas conquistas sociales que hemos hecho durante estos últimos diez meses nunca han contado con el voto afirmativo de Coalición Canaria; siempre lo han frenado”.

FALSO.

A pesar de lo que afirma Sánchez, algunas de las medidas de su Gobierno que él entiende como “conquistas sociales” sí han contado con el “voto afirmativo de Coalición Canaria”.

“Conquistas sociales” es un término subjetivo y desde Maldita.es no podemos entrar a considerar qué entra dentro de esta categoría y que queda fuera. A pesar de ello, el propio presidente del Gobierno unos minutos antes de afirmar que no habían contado “con el voto afirmativo de Coalición Canaria (CC)”, se mostraba orgulloso de algunas medidas de lo que él mismo podría considerar como conquistas sociales.

Entre ellas: la subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), la recuperación del subsidio de desempleo para mayores de 52 años o la recuperación de la universalidad de la sanidad pública.

Esta última medida formaba parte del ‘Real Decreto-ley 7/2018, de 27 de julio, sobre el acceso universal al Sistema Nacional de Salud’. Esta normativa se convalidó el 6 de septiembre de 2018 (la convalidación es el proceso a través del cual el Congreso permite que salgan adelante los reales decretos-ley que han sido aprobados en Consejo de Ministros). La única diputada de Coalición Canaria en el Congreso, Ana Oramas, votó a favor de esta medida, según consta en el acta de votación parlamentaria.

La recuperación del subsidio de desempleo para los mayores de 52 años también se aprobó a través de un real decreto: el ‘Real Decreto-ley 8/2019, de 8 de marzo, de medidas urgentes de protección y de lucha contra la precariedad laboral en la jornada de trabajo’.

Este decreto se convalidó con 34 votos a favor, 25 en contra y 6 abstenciones, según consta en una nota de prensa del Congreso. De todos modos, Oramas no votó a favor ni en contra de esta medida, ya que se convalidó a través de la Diputación Permanente del Congreso, el organismo que vela por los poderes que ostenta el Congreso hasta que se constituya un nuevo Parlamento tras las elecciones del 28 de abril. Oramas no forma parte de la Diputación Permanente, sino que es suplente. Por lo tanto, no tuvo que acudir a la sesión ni tuvo que votar y, en consecuencia, no frenó tampoco este real decreto como asegura Sánchez.

Y, por último, la tercera medida de la que Sánchez presumía orgulloso, la subida del SMI, no tuvo que ser aprobada en el Congreso por los grupos parlamentarios, ya que se aprobó a través de un real decreto y no de un real decreto-ley.

Estos dos procedimientos legislativos, aunque tengan nombres parecidos, son totalmente distintos. Ambos son utilizados por el Gobierno para aprobar normas jurídicas, pero el real decreto tiene rango de reglamento y el real decreto-ley, tiene rango de ley, como su propio nombre indica. Por ello, en el caso de los reales decretos no se aprueban en el Congreso después de que el Gobierno los realice. Entonces, Ana Oramas no tuvo que votar esta medida; ni ella ni cualquier otro parlamentario.

De todos modos, Coalición Canaria se mostró a favor de esa medida. Así lo confirmó Fernando Clavijo, presidente del Gobierno de Canarias y miembro de CC, en una entrevista para elEconomista.es.

La subida del SMI, a causa de la aprobación de un decreto de 21 de diciembre, se recogió en el ‘Real Decreto-ley 28/2018, de 28 de diciembre, para la revalorización de las pensiones públicas y otras medidas urgentes en materia social, laboral y de empleo’. Este decreto ley se aprobó en el Congreso el 22 de enero con 181 votos a favor, entre ellos el de Ana Oramas. La propia diputada de CC lo destacaba en Twitter, aunque de forma errónea, ya que no es cierto que votase a favor de la “subida del salario mínimo” como ella decía, sino que apoyó la ley que recogía esta medida ya aprobada de forma directa por el Gobierno.

Por lo tanto, es falso que las “conquistas sociales” de los “últimos diez meses nunca han contado con el voto afirmativo de Coalición Canaria” como asegura Pedro Sánchez. Ana Oramas, la única diputada del partido canario, por ejemplo, no ha votado en contra de ninguna de las tres medidas de las que el propio presidente del Gobierno presumió durante el acto de campaña. Votó a favor de una de ellas y en las otras dos no tuvo que votar debido al procedimiento legislativo que siguieron.

De hecho, la propia vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, aseguró este martes 16 de abril en una entrevista en Espejo Público que “nos han apoyado nuestras propuestas en la Cámara, nos las han apoyado todos los grupos de la cámara. Todos votando todos juntos alguna vez o con combinaciones diferentes, pero toda la Cámara nos ha apoyado”.

Coalición Canaria no tenía grupo parlamentario propio en el Congreso, pero su diputada, Ana Oramas, formaba parte del grupo mixto y, como es obvio, de la Cámara.

Maldita.es se ha puesto en contacto con el PSOE para saber a qué se refería Pedro Sánchez con su afirmación y que pudiera explicar los motivos de sus declaraciones, pero el partido no ha respondido.