MENÚ
MALDITO BULO

De ver a España en la Eurocopa a víctima de un timo: ojo con los vendedores de entradas fantasma en Milanuncios

Publicado domingo, 4 julio 2021
Comparte
Recursos utilizados
Hablar con fuentes oficiales
Fuentes oficiales (comunicados, bases de datos, BOE)

Ver a la selección española disputar un partido de la Eurocopa a pocos kilómetros de casa es una oportunidad que llega una vez en la vida, por lo que no es de extrañar que las entradas para animar a los de Luis Enrique en La Cartuja de Sevilla volaran en cuanto se pusieron a la venta.

Esa demanda por vivir en directo el tiquitaca de la Roja hizo que muchas personas tuvieran que acudir a páginas de compraventa como Milanuncios para hacerse con su entrada, pese al riesgo de dar con alguno de los muchos timadores que aprovechan las ilusiones de los aficionados para hacer caja. Lo sabe bien el jiennense Agustín, que decidió cerrar los libros de las oposiciones que se está preparando durante unas horas para darse un respiro y presenciar el partido entre España y Polonia, disputado en el estadio sevillano el pasado 19 de junio.

Tras ojear las entradas disponibles en Milanuncios, Agustín escribió a las “4 o 5 primeras personas con los precios más baratos”, una de las cuales las vendía a 60€ cada una y le respondió al instante pese a que aseguraba que había otros muchos interesados en comprarlas. Consciente de que en este tipo de portales campan todo tipo de timadores, Agustín explica que confió en esta persona, quien se identificaba como Yolanda, ya que fue ella misma quien pidió hacer la transacción por el banco para que quedara registrada.

En un primer momento, el supuesto vendedor pidió recibir los 120€ a cambio de las dos entradas a través de una aplicación de la que Agustín no había oído hablar, por lo que finalmente acordaron cerrar el trato con una transferencia bancaria. Tras hacer el pago y mandar el justificante, el jiennense vio cómo la imagen de WhatsApp del vendedor desaparecía, señal de que le había bloqueado. Tampoco respondió a ninguna de las muchas llamadas que le hizo.

En cuestión de segundos, la víctima llamó a CaixaBank, de la que es cliente, y consiguió que desde la entidad retuvieran el dinero. Sin embargo, tras acudir a su sucursal bancaria con una copia de la denuncia que puso ante la Guardia Civil y solicitar una retrocesión, le aclararon que el beneficiario de la transferencia tenía que autorizar la devolución del dinero y que la solicitud de Agustín sería rechazada si este no respondía en 20 días.

El timador finalmente rechazó la devolución del dinero y desde el banco informaron a la víctima de que la única forma de recuperarlo era presentando una orden judicial o policial antes de que finalizara el plazo.

Tras ponernos en contacto con CaixaBank, nos explican que ese es exactamente el protocolo establecido para estos casos: “Nosotros como entidad bancaria debemos intentar recuperar el saldo, pero nuestra actuación se rige de acuerdo a las leyes”. Para ello, contactan “con el destinatario para solicitar la retrocesión de la operación” y si este “no quiere devolver los fondos o no podemos contactar con él para solicitárselo, no podemos cargar el importe de la operación en la cuenta de destino sin que una autoridad nos lo autorice expresamente”, señalan.

Cómo los timadores suplantan a otras personas para ganarse la confianza de las víctimas

Como decimos, la supuesta vendedora se identificó ante Agustín como Yolanda O.R. (indicamos las iniciales de los apellidos para respetar la intimidad de esa persona), e incluso ofreció mandar una foto de su DNI para acreditarlo. De hecho, desde Maldita.es hemos comprobado que el timador llegó a mandar la foto de un documento de identidad a ese nombre a otra víctima que también denuncia haber sido estafada.

Pese a que en el resguardo de la transferencia de Agustín se puede ver que ha sido emitida a favor de Yolanda, desde CaixaBank le informaron de que se trataba de una suplantación de identidad y que quien se había quedado con sus 120€ no se llamaba así.

Preguntados si esa suplantación de identidad no sería suficiente para recuperar el dinero, CaixaBank nos asegura que “para ejecutar las transferencias, se toma en consideración el número del IBAN de la cuenta y no el nombre del beneficiario”. “Puede ocurrir que en la orden de transferencia se indique un nombre del beneficiario que no coincida con el titular de la cuenta que consta en los registros del banco y sin embargo, la transferencia debe abonarse si el IBAN es correcto”, indican.

Tal y como se recoge en el artículo 52 del Real Decreto-ley 19/2018, de 23 de noviembre, de servicios de pago y otras medidas urgentes en materia financiera, “el ordenante no revocará la orden de pago una vez haya dado al proveedor de servicios de iniciación de pagos su consentimiento para iniciar la operación de pago o una vez haya dado su consentimiento para que se ejecute la operación de pago al beneficiario”.

De hecho, tras poner una reclamación ante el Banco de España, desde esta institución remitieron a Agustín al artículo 36 de esa mismo Real Decreto, donde se especifica que “las operaciones de pago se considerarán autorizadas cuando el ordenante haya dado el consentimiento para su ejecución”.

Para CaixaBank, “estas normas tienen sentido porque si se tomara como referencia el nombre del beneficiario, la ejecución de las transferencias sería muy lenta y lleva a errores operativos”.

Agustín consiguió recuperar el dinero tras presentar en su banco la orden policial

Aunque según Agustín la Guardia Civil puso reticencias en un primer momento cuando este les pidió la orden policial requerida por el banco, terminaron por redactarlo pasados unos días “con el fin de evitar que dicha cantidad (los 120€), al parecer, retenida por su entidad bancaria, sea finalmente transferida a la cuenta corriente del cliente sospechoso”. Allí describen lo ocurrido como un “supuesto delito leve de estafa”.

Casualidades de la vida, el timador había abierto su cuenta en otra oficina de CaixaBank en el municipio segoviano de Cantalejo, por lo que el director de la sucursal de Agustín se puso en contacto con ellos y consiguió devolverle el dinero que llevaba retenido desde el día en el que se llevó a cabo el timo.

Unos minutos después, Agustín recibió en su cuenta una transferencia bancaria por valor de 120€ cuyo destinatario responde a las iniciales S.C., según la documentación que el jiennense ha facilitado a este medio. Es decir, el dinero no había ido a parar a la cuenta de Yolanda O.R., como en un primer momento pensaba Agustín.

Milanuncios reconoce que en estos timos es “muy difícil para nosotros distinguir entre un anuncio válido y otro de carácter fraudulento”

El de las entradas falsas para ver a España en la Eurocopa no es el único timo llevado a cabo en la plataforma de compraventa Milanuncios. De hecho, en las últimas semanas ya os hemos alertado de otros casos en los que alquilaban pisos inexistentes o intentaban engañar a personas que vendían todo tipo de productos en esa web.

Tras ponernos en contacto con ellos para preguntarles por qué se llevan a cabo estos timos y qué hacen para evitarlo, nos reconocen que “en un caso como el de las entradas, se trata de un tipo de oferta en el que es muy difícil para nosotros distinguir entre un anuncio válido y otro de carácter fraudulento, dada la similitud en el contenido de los distintos anuncios”. “Una vez localizado el anuncio, lo retiramos de la plataforma y bloqueamos la cuenta del usuario”, añaden.

Sin embargo, mientras Agustín realizaba los trámites para intentar recuperar su dinero, asegura que pudo comprobar cómo el timador en cuestión siguió vendiendo entradas para otros partidos de la selección española.

Desde Milanuncios aseguran que, pese a que disponen de “varios sistemas de control para combatir posibles malas prácticas” como la opción de denunciar los anuncios o eliminar las cuentas que llevan a cabo estos timos, si las personas detrás de los mismos se abren “otra cuenta nueva y se hacen nuevas publicaciones, desde Milanuncios no podemos detectar si se trata del mismo tipo de anuncio hasta la denuncia de los usuarios”. Además de esos recursos, la compañía afirma que cuenta con un “equipo de personas expertas dedicadas a atender a nuestros usuarios cuando lo necesitan” y con un “sistema de filtros automáticos”.

Según Agustín, en cuanto se dio cuenta de que había sido víctima del timo publicó un anuncio en Milanuncios para alertar a otros usuarios de lo que había ocurrido, pero sostiene que dicho anuncio fue eliminado en cuestión de segundos. Preguntados por esto, desde la plataforma nos señalan que no permiten “los anuncios que realizan difamaciones, injurias o calumnias, y no nos es posible distinguirlos de un anuncio en el que se hace una ‘alerta válida’; por lo tanto, retiramos este tipo de anuncio cuando son localizados”.

En todo caso, Milanuncios facilita una serie de consejos para evitar ser víctimas de estos timos:

Aunque el caso de Agustín tenga un final feliz, el jiennense lamenta que se ha sentido “desamparado completamente” y que es improbable que las víctimas que no tengan “tanta perseverancia” vayan a recuperar el dinero.

Por muchas ganas que tengas de ver un partido de fútbol de la Eurocopa, es importante que no bajes la guardia y que tengas en cuenta que hay personas dispuestas a aprovecharse de tus ilusiones con tal de hacerse con tu dinero. Por ello, evita realizar transacciones o comunicarte con el comprador o vendedor fuera de la plataforma de Milanuncios (como puede ser WhatsApp o mediante email), ya que podría tratarse de un timo y, si te niegas a pagar, pueden usar estas vías para amenazarte.

¿Qué podemos hacer si hemos sido víctimas de este timo?

Si al igual que Agustín ya has sido víctima del timo, debes llamar cuanto antes a tu banco para que retengan el dinero. Después, recopila toda la documentación posible, ya sea en forma de conversaciones de WhatsApp, capturas conversaciones o transacciones bancarias, y acude con todo ello a interponer una denuncia ante la Policía.

Solicítales también una orden policial para entregar en el banco junto a la denuncia, ya que es un documento imprescindible si quieres que el banco te devuelva el dinero retenido.

Si tú también crees que has sido víctima de esta o alguna otra estafa en otras plataformas, ponte en contacto con nosotros mandando un correo electrónico a [email protected].


Primera fecha de publicación de este artículo: 02/07/2021

Hazte maldito, Hazte maldita
Te necesitamos para combatir los bulos y la mentira: sólo juntos podemos pararla. En Maldita.es queremos darte herramientas para protegerte contra la desinformación, pero sólo con tu apoyo será posible.

Eres muy importante en esta batalla para que no nos la cuelen. Seguro que tienes conocimientos útiles para nuestra batalla contra los bulos. ¿Tienes conocimientos de idiomas? ¿Lo tuyo es la historia? ¿Sabes mucho sobre leyes? ¡Préstanos tu Superpoder y acabemos juntos con los bulos!

También puedes apoyarnos económicamente. Maldita.es una entidad sin ánimo de lucro y que sea sostenible e independiente, libre de publicidad y con profesionales bien remunerados dedicados a luchar, contigo, contra la desinformación depende de tu ayuda. Cada aportación cuenta, cualquier cantidad es importante.