Maldito Bulo
11/11/2020

No hay pruebas de que se hayan emitido o contado votos de fallecidos en los estados de Michigan y Pensilvania

Están circulando en redes diversos contenidos que apuntan que se han contado los votos de personas fallecidas tanto en Detroit (Michigan) como en Pensilvania. No obstante, no hay pruebas de que eso haya ocurrido: el Departamento de Estado de Michigan asegura que no han conocido ni un caso en el “que se demuestre de que se emitió un voto en nombre de una persona fallecida” y la CNN ha verificado la lista de Detroit y tampoco ha encontrado ni un solo votante fallecido.

En cuanto a la lista relativa a supuestos fallecidos que han votado en Pensilvania, esta fue presentada por la Public Interest Legal Foundation y el juez rechazó su investigación debido a que “los números cuentan una historia muy diferente” que “le hace cuestionarse seriamente cuántos son los votantes de la lista presentada que de hecho fallecieron”.

El Departamento de Estado de Michigan ha emitido un comunicado desmintiendo estas afirmaciones

Tras la publicación de las supuestas listas de fallecidos que votaron en Detroit (Michigan) en las elecciones presidenciales, y que ya no están disponibles, el Departamento de Estado de Michigan ha asegurado en su perfil de Twitter que “los votos de los fallecidos son rechazados en Michigan, incluso los de aquellos que votaron y fallecieron antes del día de celebración de las elecciones”

Además, añaden que “en raras ocasiones un voto recibido por un votante vivo puede registrarse de una manera que parezca que el votante esté muerto”. Esto es, bien porque los votantes tienen nombres similares, o debido a que las fechas de nacimiento están registradas incorrectamente en el archivo, por ejemplo, que alguien nacido en 1990 sea registrado como nacido en 1890. En estos casos, apuntan que ningún votante no apto estaría votando, por lo que no afectaría en el resultado de las elecciones. Por último, señalan que de ser notificados por un error de este tipo, este se corregirá.

Además de esta explicación en Twitter, el Estado de Michigan ha colgado un comunicado en su página web  desmintiendo la información y asegurando que “las listas que circulan no son precisas” por lo explicado anteriormente y aseguran que no han conocido ni un caso en el “que se demuestre de que se emitió un voto en nombre de una persona fallecida”.

En relación con este tema, en Maldita.es ya os contamos que no era cierto que se hubiese emitido un voto a favor de Joe Biden en Detroit (Michigan) a nombre de un ciudadano llamado William Bradley que murió en 1984, sino que el voto de su hijo se registró erróneamente a su nombre.

La CNN ha comprobado parcialmente las listas de Detroit y no encontró a ninguna persona fallecida que hubiese votado

La cadena de televisión estadounidense CNN hizo una comprobación de las supuestas listas de fallecidos que votaron en Detroit (Michigan) y que circulaban en Twitter. En ellas aparecían los nombres, fecha de nacimiento y código postal de las supuestas personas fallecidas que votaron en ese estado.

Según la cadena, examinaron 50 de los más de 14.000 nombres que aparecían en las mencionadas listas, escogiendo a los 25 primeros y a otros 25 seleccionados al azar. Los trabajadores de la cadena contrastaron “los nombres con los registros disponibles públicamente para comprobar si realmente estaban muertos”.

Las conclusiones que obtuvieron es que de los 50 nombres analizados, 37 estaban muertos pero no habían votado, según la base de datos de votantes, y otras 5 personas habían votado pero estaban vivas. Los ocho restantes, según la CNN, estaban vivos pero no votaron.

Por último, la CNN añade que si bien la muestra no es representativa, la tendencia fue clara: “ni uno solo de los nombres examinados era de una persona muerta votando”. Además añaden que tras la verificación, la lista fue eliminada de las redes sociales.

La lista de Pensilvania se basa en una demanda interpuesta por la Public Interest Legal Foundation y que el juez denegó

Tras la publicación de un artículo por la web Breitbart en el que se decía que “había al menos 21.000 muertos votantes en Pensilvania”, el contenido se ha hecho viral en redes sociales y ha sido compartido en Twitter por el abogado personal de Donald Trump, Rudy W. Giuliani y el republicano congresista de Florida, Matt Gaetz, entre otros.

Estas desinformaciones ya han sido desmentidas por The New York Times y el verificador estadounidense Fact-Check.org, miembro de la International Fact-Checking Network (IFCN), de la que también forma parte Maldita.es.

Según The New York Times, el contenido de estas desinformaciones surgen tras una demanda presentada por la Public Interest Legal Foundation contra la secretaria de Estado de Pensilvania, Kathy Bookvar, el día 15 de octubre, dos semanas antes de las elecciones, ante el Tribunal de Distrito de Estados Unidos.

En esta demanda, de acuerdo con The New York Times, la Fundación acusa a la demócrata Boockvar de incluir indebidamente a 21.206 residentes de Pensilvania supuestamente fallecidos en las listas de votantes y pidió que la corte ordenase al estado que los eliminara de las listas antes de las elecciones. Tras la presentación de la demanda el 15 de octubre, el juez federal se negó a hacerlo, según Fact-Check.org.

El día 20 de octubre, el juez principal del Distrito Medio de Pensilvania, John E. Jones III, en un escrito que FactCheck.org ha colgado en su página web, dudaba de la metodología de la demanda interpuesta por la Fundación y señaló que la Public Interest Legal Foundation estaba pidiendo a la corte que aceptara como verdaderas sus conclusiones de “una investigación privada” que decía que las personas muertas estaban en las listas de votantes. No obstante, según el juez, no podían privar los derechos de votantes “potencialmente elegibles” basándose únicamente en las acusaciones de una fundación privada. Motivo por el que la demanda fue denegada.

En el escrito, además, el juez explica que aunque la Fundación argumente que su lista de personas fallecidas habla por sí misma, “los números cuentan una historia muy diferente” que le hace "cuestionarse seriamente cuántos son los votantes de la lista presentada que, de hecho fallecieron”. Por último, reitera que no renunciarán a los derechos de los votantes basados en los datos que presenta la Fundación, ya que no hay tiempo, a dos semanas de las elecciones, de verificar de forma independiente la lista, así como su creación”. Motivo por el que “no privará al electorado de su voz sin previo aviso o investigación adecuada en una elección donde los márgenes pueden ser muy estrechos”.

Además, según apunta The New York Times, una portavoz de la oficina del fiscal general de Pensilvania dijo que “el tribunal no encontró deficiencias en la forma en que Pensilvania mantiene sus listas de votantes y actualmente no se ha proporcionado ninguna prueba de que una persona fallecida haya votado en las elecciones de 2020”.

Por lo tanto, como hemos explicado, no hay pruebas de que personas fallecidas hayan emitido o contado votos tanto en el estado de Michigan como en Pensilvania.

En Maldita.es estamos recopilando en este otro artículo los bulos y desinformaciones que circulan sobre el recuento de las elecciones en Estados Unidos.

Primera fecha de publicación de este artículo: 11/11/2020

Otros artículos de Maldita.es