MENÚ
MALDITA CIENCIA

Bicarbonato y agua oxigenada como blanqueantes dentales caseros: pueden quitar algunas manchas pero su uso puede dañar el esmalte y causar irritaciones

Publicado miércoles, 24 noviembre 2021
Comparte
Categorías
Curiosidades/experimentos
Recursos utilizados
Expertos

Nos habéis consultado por sustancias de uso casero que puedan hacer más blancos los dientes como el bicarbonato y el agua oxigenada. ¿Funcionan? Y más importante, ¿es seguro utilizarlos? La respuesta corta es que pueden tener cierto efecto blanqueante pero no es recomendable su uso por el daño que pueden causar a la dentadura.

El bicarbonato de sodio forma pequeños cristales que, al frotar con los dientes, producen una abrasión del esmalte de los dientes, explica a Maldita.es el doctor Óscar Castro Reino, presidente del Consejo General de Dentistas. Por ello, aunque pueda producir una eliminación de manchas externas como las debidas al tabaco o café, "no se recomienda su uso por sus efectos abrasivos a medio y largo plazo".

Algo parecido ocurre con el agua oxigenada o peróxido de hidrógeno, añade Castro Reina: "Su utilización casera puede provocar lesiones en las mucosas e irritaciones, además de dañar al esmalte de los dientes". Aunque muchos agentes blanqueadores usados en clínicas dentales llevan peróxido de hidrógeno como principal componente, esto no significa que cualquiera pueda aplicárselo de manera doméstica, aclara el presidente del Consejo General de Dentistas.