MALDITA.ES

Periodismo para que no te la cuelen

Maldita te explica
29/12/2019

Permiso penitenciario en Navidad: por qué Urdangarin lo ha tenido y Junqueras no

Nos habéis preguntado por un titular de The Times que algunos usuarios en redes sociales han traducido como 'El cuñado del rey español obtiene un indulto de Navidad, pero el líder catalán Oriol Junqueras permanece en la cárcel'.

El titular original de The Times

La palabra inglesa 'reprieve' se puede traducir como indulto, suspensión o aplazamiento. Ya en el interior de la noticia, The Times explica que Urdangarin ha obtenido un "permiso judicial para salir de la cárcel por cuatro días". Desde Maldita.es hemos intentado ponernos en contacto con el autor del artículo pero por el momento no hemos obtenido respuesta.

Interior de la noticia de The Times donde aclaran que Urdangarin ha obtenido un permiso de cuatro días

Urdangarin no ha recibido un indulto, sino un permiso para salir de prisión durante cuatro días. Os explicamos por qué el cuñado de Felipe VI ha podido salir de la cárcel esta Navidad y Junqueras no.

No ha habido "indulto de Navidad" a Iñaki Urdangarin

Los indultos en territorio nacional se conceden a través de un Real Decreto publicado en el Boletín Oficial del Estado (BOE). Los últimos indultos aprobados por el Consejo de Ministros a propuesta de la ministra de Justicia se concedieron en abril de 2019 a cuatro personas condenadas respectivamente por delitos de abandono de familia, robo con violencia e intimidación, apropiación indebida y estafa, según ha comprobado Maldita.es,

Ninguna otra persona, tampoco Iñaki Urdanguarin, ha sido indultada desde el mes de abril.

Urdangarin ha vuelto a casa por Navidad porque tiene derecho a un permiso al llevar un cuarto de su condena cumplida

Como ya os explicamos, Iñaki Urdangarin, cuñado del rey Felipe VI, condenado por delitos de corrupción en el caso Nóos, ha obtenido un permiso para salir de la cárcel durante cuatro días pero esto no es un privilegio, sino un derecho penitenciario que tienen los presos que han obtenido el segundo o el tercer grado y al haber cumplido ya Urdangarin un cuarto de su condena, como indica el Reglamento Penitenciario (artículo 154).

Para que se pueda aplicar, tiene que ser concedido por el Juez de Vigilancia o el Centro Directivo de Instituciones Penitenciarias. Lo ha autorizado el juez de Vigilancia Penitenciaria 1 de Valladolid, Florencio de Marcos.

Antes de que el Juez de Vigilancia o el Centro Directivo conceda el permiso, el equipo técnico de la cárcel en la que se encuentra el recluso (en este caso, la de Brieva, en Ávila) debe proponerlo (a petición del interno), y la fiscalía debe no oponerse a la concesión. Este es justo el caso de Iñaki Urdangarin: la cárcel de Brieva solicitó que se le concediera el permiso, la fiscalía no se opuso a él y el juez Florencio de Marcos lo ha autorizado.

Además, es imprescindible que se den dos condiciones -además de estar en segundo o tercer grado- para que se puedan conceder estos permisos: haber cumplido un cuarto de la condena y tener buena conducta (ambas cumplidas por el preso).

Iñaki Urdangarin ya pasa ochos horas dos días a la semana fuera de la cárcel haciendo tareas de voluntariado, como permite el artículo 117 del Reglamento Penitenciario como medida para la reinserción a la que pueden optar los internos de segundo grado poco peligrosos para la sociedad.

Urdangarin sigue en segundo grado

El que Iñaki Urdangarin haya salido cuatro días de la cárcel no significa que esté en tercer grado. Actualmente el preso se encuentra en el segundo, que es el más común entre los reclusos: permite realizar actividades como ir al patio, al comedor, etc., al contrario que el primero, que es el más restrictivo, se cumple en la celda y tiene un mayor nivel de control y vigilancia (Título III del Reglamento Penitenciario).

El tercero, por su parte, es el régimen de semilibertad, que permite a los presos ir solo a dormir a prisión de lunes a jueves. Cada seis meses las cárceles revisan la calificación de los presos (artículo 105), y la última de Urdangarin fue en agosto, por lo que hasta febrero no podrá solicitarla.

Junqueras podría optar al mismo permiso en enero-febrero de 2021

Para poder optar al mismo permiso que Iñaki Urdangarin, Junqueras debe haber cumplido también un cuarto de su condena. En su caso eso ocurrirá en enero-febrero de 2021. El exvicepresidente de la Generalitat de Catalunya Oriol Junqueras ingresó en prisión provisional el 2 de noviembre de 2017 y fue condenado a 13 años de prisión por el Tribunal Supremo. Además, Junqueras ya está en segundo grado, otra condición para obtener este permiso junto con la buena conducta.

Otros artículos de Maldita.es