MENÚ

Por qué la nueva norma de la UE sobre microplásticos no prohíbe los campos de fútbol de césped artificial

Publicado Wednesday, 29 May 2024
Claves
  • Según varios titulares, la Unión Europea habría impuesto la futura “desaparición” de los campos de fútbol de este tipo porque el caucho de las bolitas negras libera microplásticos
  • La nueva norma comunitaria dice que el “relleno granular de uso en superficies deportivas sintéticas” no podrá “comercializarse” (venderse) a partir del 17 de octubre de 2031
  • Pero no prohíbe la existencia de hierba deportiva artificial ni usar los rellenos de caucho ya existentes
Comparte
Categorías
Política
Consumo
Social
Recursos utilizados
Hablar con fuentes oficiales
Hablar con la fuente involucrada
Expertos
Fuentes oficiales (comunicados, bases de datos, BOE)
Legislación

“Adiós al césped artificial”. “Europa impone la desaparición de todas las instalaciones deportivas de hierba artificial en ocho años”, se lee en algunos titulares y publicaciones de redes sociales. Pero la nueva norma europea sobre microplásticos no prohíbe los campos de fútbol de césped artificial.

El reglamento aprobado por la Comisión Europea prohíbe la “comercialización” futura de varios microplásticos, entre ellos “el relleno granular de uso en superficies deportivas sintéticas” (las bolitas negras que contiene el césped artificial) a partir del 17 de octubre de 2031. Pero no obliga a que se retiren las que ya están en uso y tampoco dice que deban acabarse las pistas de césped artificial. Varios medios y webs han rectificado su titular.

Se ha prohibido vender las bolitas negras de caucho en 2031, no su uso ni tampoco el césped artificial

El 25 de septiembre de 2023, la Comisión Europea aprobó un reglamento que regula las micropartículas de polímeros sintéticos, es decir, los microplásticos. Desde la Comisión resumen para Maldita.es el contenido de la norma que afecta a los campos de fútbol de hierba artificial:

“El Reglamento prohíbe a partir del 17 de octubre de 2031 la comercialización (es decir, la venta) de material de relleno sintético para superficies deportivas artificiales, como el granulado de caucho utilizado habitualmente en los campos de fútbol artificiales. La normativa no prohíbe el uso de dicho material de relleno ni la construcción de nuevos campos con material de relleno sintético”. Tampoco se prohíbe el césped artificial porque su existencia está contemplada en el propio texto. Este es el literal:

Hay alternativas a las bolitas negras de caucho ya disponibles en el mercado

En los campos de fútbol, el césped artificial consiste en una moqueta que imita la hierba colocada sobre un soporte que mantiene unidas las hebras superiores, cuenta Miguel Àngel Sánchez Soto, investigador del departamento de ciencia e ingeniería de materiales de la Universitat Politécnica de Catalunya.

Esta moqueta tiene una primera capa de relleno compuesta de arena y una segunda capa, el granulado, situado encima de la arena y que aporta las propiedades amortiguadoras propias del césped natural, explica Juan Carlos Gónzalez, director de Innovación en Deporte del Instituto de Biomecánica (IBV): “Estos gránulos pueden ser de distintos tipos de materiales (...) aunque el más frecuente actualmente es el caucho SBR procedente del reciclado de neumáticos fuera de uso”.

El efecto de la nueva normativa (el Reglamento 2023/2055) es que el granulado negro “ya no estará disponible para la venta, por lo que no podrá comprarse para rellenar campos nuevos o mantener los existentes”, especifica la Comisión a Maldita.es. Sin embargo, existen alternativas a estos granulados de caucho ya disponibles en el mercado, explica González.

Por un lado, ya existen granulados de origen orgánico que provienen por ejemplo del corcho, de huesos de aceitunas o las mazorcas de maíz. El experto indica que también se puede desarrollar pavimentos de césped artificial que no necesiten de ningún tipo de granulado para conseguir el buscado efecto amortiguador, o bien fabricar granulados de origen polimérico con tamaños de partícula mayores de 5 milímetros, que no tendrían consideración de microplásticos.


Primera fecha de publicación de este artículo: 19/10/2023