Los chicos de Yo, Doctor recopilan en su felicitación de Navidad algunos argumentos para desmontar las teorías pseudocientíficas en las reuniones familiares.