MENÚ

Lluvias de Semana Santa: cómo han llenado los embalses y qué ha pasado con la escasez de agua en Cataluña y Andalucía

Publicado
Claves
  • Las precipitaciones se han concentrado en el sur de la península sin casi afectar al levante
  • Los datos provisionales muestran mayores reservas en los embalses del sur de Andalucía y ligeramente en las cuencas internas catalanas, pero sigue siendo insuficiente
  • “Las lluvias han ayudado a aliviar la sequía, pero no la han hecho desaparecer”, señala el doctorando sobre lluvias y cambio climático en Barcelona, Ricard Kirchner
Comparte

La de 2024 ha sido una Semana Santa pasada por agua en la mayor parte de España. En Panticosa, Huesca, la última semana hubo una precipitación acumulada de 257 litros por metro cuadrado (l/m2) cuando lo habitual para el mes de marzo son 80 l/m2. También la ciudad de Sevilla registró 167 l/m2 muy por encima de los 36 l/m2 que son habituales para el mes de marzo. En las regiones donde no había sequía, estas lluvias han terminado de llenar los embalses, pero ¿han podido paliar la sequía que afecta a amplias zonas de Andalucía, Cataluña y el levante?

Aunque los datos definitivos sobre el estado de los embalses no se publican hasta mañana martes, los datos diarios recogidos por las cuencas hidrográficas muestran un ligero aumento de las reservas en las zonas con escasez de agua. Sin embargo, al menos en Cataluña, la sequía no ha desaparecido. “Las lluvias han ayudado a aliviar la sequía, pero no la han hecho desaparecer. Si hacían falta 1.000 litros por metro cuadrado habrán caído 50 litros. Es decir, ha sido muy poco comparado con la sequía que se viene arrastrando”, según explica el doctorando sobre lluvias y cambio climático en Barcelona, Ricard Kirchner a Maldita.es.

Precipitaciones también en el levante, pero menos abundantes

Los datos oficiales de precipitación no estarán disponibles hasta mañana, pero el parte meteorológico de la AEMET y las cuencas hidrográficas adelantan hoy los datos provisionales de la Semana Santa. En la siguiente imagen de las lluvias que se han registrado entre el 24 y el 31 de marzo en la cuenca del Guadalquivir se aprecia la concentración de lluvias en gran parte de Andalucía. Por ejemplo, en Jaén y Córdoba las lluvias han superado los 100 l/m2.

Imagen de la precipitación acumulada entre el 24 y el 31 de marzo en la cuenca del Guadalquivir. Fuente: Sistemas Automáticos de Información Hidrológica del Guadalquivir

Rubén del Campo, portavoz de la AEMET, destaca los 468 l/m2 de precipitación acumulados en Grazalema, un municipio de Cádiz. También los 90 l/m2 de la ciudad de Málaga que están muy por encima de los 52 habituales para el mes de marzo o los 40 l/m2 de Madrid que son el doble de lo habitual para el promedio de marzo. 

En la zona este de España también ha habido lluvia aunque ha sido menos abundante. La precipitación acumulada ha sido de 18 /m2 en Valencia, 15 en Murcia y 5 en Alicante. La siguiente imagen muestra las lluvias y cómo se concentran en el interior en la cuenca del Júcar para el 27 de marzo.

Precipitaciones registradas en la cuenca del Júcar entre el 27 de marzo y el 28 de marzo. Fuente: Sistemas Automáticos de Información Hidrológica del Júcar

En las cuencas internas de Cataluña, que es la zona con más escasez de agua, las lluvias no han sido tan abundantes. La precipitación acumulada en la estación de Barcelona entre el 25 y el 31 de marzo es de 42 l/m2 cuando la habitual para este mes de 44 l/m2 y en la de Lleida de 27,4 l/m2, frente a los 21 habituales, según los resúmenes diarios de la AEMET.

Resumen del clima registrado los últimos días en la estación de Barcelona de la AEMET

“Difícilmente puede una sola borrasca regar toda la península”, explica Ricard Kirchner, que también es un maldito que nos ha prestado sus superpoderes. La excepción sería que la borrasca que trae las lluvias se generase al sur de España y viajase hacia el norte, pero no ha habido de ese tipo en los últimos meses. Las lluvias se han concentrado en la vertiente atlántica, lo que explica también por qué es la zona este de Cataluña la afectada por la sequía mientras en la cuenca del Ebro ha habido lluvia abundante durante todo el año.

David Pino, profesor asociado del Instituto de Estudios Espaciales de Cataluña (IEEC), señala a Maldita.es que las épocas de lluvias en las cuencas internas catalanas son la primavera y el otoño, pero que es esta última la estación importante donde se dan las lluvias intensas en la vertiente mediterránea. “En Cataluña ha llovido esta Semana Santa, pero no ha sido la lluvia abundante de Andalucía porque aquí no llegan los fenómenos meteorológicos del Atlántico. Y ahora, con el pronóstico de temperaturas altas para las próximas semanas, veo difícil que se arregle la situación de aquí a verano”, añade.

Las lluvias recargan los embalses, pero no lo suficiente

¿Cuál ha sido su efecto en los embalses? Las reservas de agua han crecido en las zonas más afectadas por la sequía. Los embalses del Guadalquivir están hoy al 43% de su capacidad, 10 puntos porcentuales por encima y casi 1.000 hectómetros cúbicos (hm3) de agua más que el 25 de marzo, según los datos del Sistema Automático de Información Hidrológica (SAIH) de la cuenca

La mejoría también se ha notado en las reservas de la cuenca del Guadiana (del 40,4% al 48,8%) y las cuencas mediterráneas andaluzas (del 22% al 27,3%), como muestran sus respectivos sistemas de información hidrológica en tiempo real. Es patente en provincias como la de Cádiz, que casi alcanza el 30% de capacidad tras un aumento de 400 hm3 en sus reservas de agua. 

Sin embargo, en las cuencas internas catalanas, que abarcan toda Girona, Barcelona y parte de Tarragona, la sequía no ha desaparecido, como recuerda Ricard Kirchner. Los embalses sólo han pasado del 15,5% al 16,2%, mientras que para las mismas fechas hace un año, estaban al 26% de su capacidad.

Niveles de los embalses a 1 de marzo de 2024 según el SAIH de las cuencas internas de Andalucía

Las reservas de agua de los embalses se han obtenido de los SAIH de los datos en tiempo real de las distintas cuencas hidrográficas y son provisionales. Los definitivos se publican mañana (martes 2 de marzo) junto al Boletín Hidrológico del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.

¿Por qué estas lluvias sí han llenado los embalses pero las torrenciales no?

La clave es que las lluvias de la semana pasada, a diferencia de las que ocurren por ejemplo con el paso de algunas DANA, no han sido lluvias torrenciales. Como explicamos en este artículo de Maldita.es sobre la sequía y las lluvias torrenciales, aunque esas trombas de agua sean precipitaciones muy concentradas en un periodo de tiempo corto (entre 30 minutos y una hora), la cantidad de agua no es tanta como parece. Sin embargo, aquí caen de forma más distribuida muchos más litros.

En ese artículo, el portavoz de la AEMET, Rubén Campo, aclaraba que para acabar con una sequía prolongada en el tiempo como la que está teniendo lugar en Cataluña o Andalucía hacen falta precipitaciones generalizadas y continuadas. Es decir, aunque las lluvias de los últimos días hayan tenido repercusión en los embalses catalanes o andaluces, se necesitan varias borrascas sucesivas como las de la Semana Santa para restaurar las reservas hídricas y poner fin al periodo de sequía actual. 

Imagen de portada obtenida de Freepik

En este artículo ha colaborado con sus superpoderes la maldita Ricard Kirchner, doctorando sobre lluvias y cambio climático en Catalunya 

Gracias a vuestros superpoderes, conocimientos y experiencia podemos luchar más y mejor contra la mentira. La comunidad de Maldita.es sois imprescindibles para parar la desinformación. Ayúdanos en esta batalla: mándanos los bulos que te lleguen a nuestro servicio de Whatsapp, préstanos tus superpoderes, difunde nuestros desmentidos y hazte Embajador.

Hazte maldito, Hazte maldita
Te necesitamos para combatir los bulos y la mentira: sólo juntos podemos pararla. En Maldita.es queremos darte herramientas para protegerte contra la desinformación, pero sólo con tu apoyo será posible.

Eres muy importante en esta batalla para que no nos la cuelen. Seguro que tienes conocimientos útiles para nuestra batalla contra los bulos. ¿Tienes conocimientos de idiomas? ¿Lo tuyo es la historia? ¿Sabes mucho sobre leyes? ¡Préstanos tu Superpoder y acabemos juntos con los bulos!

También puedes apoyarnos económicamente. Maldita.es una entidad sin ánimo de lucro y que sea sostenible e independiente, libre de publicidad y con profesionales bien remunerados dedicados a luchar, contigo, contra la desinformación depende de tu ayuda. Cada aportación cuenta, cualquier cantidad es importante.