¿Está malo? ¿Se puede comer? Nos habéis preguntado si al cascar un huevo nos encontramos con que la yema ya está rota eso significa que el huevo está estropeado de alguna forma.

Lo primero es asegurarse de que la yema ya estaba rota antes de abrir el huevo y que no lo hemos roto nosotros al cascarlo. Si estás seguro de que ya estaba rota, Miguel A. Lurueña, tecnólogo de los alimentos, nos explica que puede haber dos opciones. La primera es que la yema se haya roto en el interior del huevo porque se haya agitado violentamente y la segunda que la yema salga rota porque el huevo es viejo.

via GIPHY

“A medida que pasa el tiempo, parte del agua de la clara pasa hacia la yema. Esta se hincha y la membrana que la recubre se debilita así que es más fácil que se rompa”. Que la yema esté rota no significa que el huevo ya no se pueda consumir, pero tampoco nos permite asegurar que esté en buen estado. “Yo diría que, por precaución mejor no consumir”, recomienda Lurueña.

En este post de su blog Gominolas de petróleo puedes leer más trucos para saber si un huevo es fresco o no.